Se realizó la segunda entrega de las Canastas Nutritivas Escolares

De martes a viernes se llevó a cabo la suministro de viandas en las escuelas porteñas. En la edición anterior, juntistas de la Comuna 9 habían denunciado las deficiencias del sistema.

Ante la emergencia sanitaria actual y mientras dure la suspensión de clases presenciales, el Ministerio de Educación de la Ciudad continuará entregando quincenalmente la Canasta Escolar Nutritiva. En esta ocasión, la jornada se realizó desde el martes 14 hasta el viernes 17. Como en la primera entrega, los comuneros del Frente de Todos recorrieron los colegios de Mataderos, Liniers y Parque Avellaneda para hacer un relevamiento del sistema.

Las canastas se dividen en desayuno, almuerzo y refrigerio, y se entregan según corresponda a cada estudiante para que las familias puedan cocinar en sus hogares y cubrir las comidas que habitualmente hacen en la escuela, cuidando por sobre todo la seguridad e inocuidad alimentaria. Sin embargo, los juntistas le reclamaron al Gobierno de la Ciudad que las viandas solo contemplaban a los alumnos que en 2019 percibían una beca, por lo que muchos estudiantes quedaron afuera del beneficio.

Como adelantó AVISPADOS, también exigieron que se universalice la canasta grande, que comprende desayuno y almuerzo (no la de refrigerio), para el total de las matrículas de los centro educativos; que se incrementen las cantidades para generar viandas fortificadas; que se le brinde elementos sanitarios al personal docente; y que se contemplen los problemas de circulación, fundamentalmente para los chicos que están cercanos a General Paz en la Comuna 9.

“Había mucha gente que no tenía becas y en este momento de emergencia las necesita. Esto sucede porque familias que habitualmente perciben ingresos por ser monotributistas, o por trabajo informal, hoy no lo hacen, y necesitan una ayuda. No poder darles nada le trajo problemas a los directivos y docentes, que tenían que decirle a la gente que por más que precisara, no tenían para darles”, le había comentado en ese entonces Lorena Crespo, miembro de la Junta Comunal 9 por el FdT, a AVISPADOS.

En esta segunda jornada, tanto comuneros como vecinos indicaron que hubo una mayor organización en cuanto a la logística en la modalidad de trabajo y la entrega de las canastas. Pero, el personal docente que participó del operativo nuevamente no contó con elementos de bioseguridad (barbijos, guantes, alcohol en gel, etc.) necesarios para prevenir el contagio de coronavirus, por lo que debieron conseguirlos por sus propios medios. 

En muchas escuelas, además, se entregaron materiales informativos para la realización de tareas en las casas mientras dure el Aislamiento Social Preventivo Obligatorio.

“Ha mejorado la logística pero falta: es necesario universalizar la canasta a todos los alumnos y que haya elementos de protección sanitaria para los docentes. Falta por mejorar la ayuda alimentaria en este momento de emergencia y continuaremos solicitando al GCBA que implemente la canasta adecuada adecuada”, expresó Crespo en sus redes sociales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.